Blogia
ellosnoexisten

cinco minutos de discusión

cinco minutos de discusión La estrategia no tiene desperdicio: yo no discuto con mi mujer más de cinco minutos –dijo.
“...después se pierde el tema central de la discusión, empiezan los reproches"
que si
“aquello que me hiciste hace veinte años”
que si
“cuándo volverás a hacerme lo mismo”
que si
“bla, bla, bla”
-dijo.
Me parece acertado y, aún más, me encantaría ponerlo en práctica. Me esfuerzo sin éxito, y dicho fracaso convierte una magnífica estrategia vital en potencia, en un signo de identidad de facto."
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

metamike -

o lo que es peor solo se intenta anular el punto de vista contrario, lo cual supone una enorme falta de respeto hacia el otro.

un placer volver a leerte jesus.

hans k -

es aplicable en todos los ámbitos. las discusiones suelen terminar en reproches. porque en realidad no se busca una solución, sino la imposición del propio punto de vista.

lo malo es que el recurso de no discutir no siempre es posible.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres